Subscribe to newsletter
[contact-form-7 404 "Not Found"]

960 554 429    info@bisuterra.com

ENTREGA EN 48H LABORABLES / ENVÍO GRATUITO EN COMPRAS SUPERIORES A S/100

Hay mucha joyería de plata disponible, ¿pero cómo determinar cuál plata 925 es genuina y cuál es simplemente un plateado o una farsa? La plata de ley, también llamada plata italiana, tendrá ciertas marcas y propiedades que te permitirán saber si es auténticamente 925. Un pequeño trabajo detectivesco de tu parte te ayudará a solucionar este problema.
1. Busca marcas que digan “.925 silver” o “.925 plata”. No siempre este tipo de plata estará marcado, pero si tiene ese sello puedes estar seguro de es un 925 o que es una pieza de plata de ley. En collares o en brazaletes puedas buscar el sello en el broche o en el cierre, mientras que en los anillos suele estar en el interior de la banda.

2. Huele el material. La plata 925 auténtica no tiene ningún tipo de olor. Si percibes un olor débil de cobre o un olor metálico, habrá muchas probabilidades de que la pieza no sea auténtica.

3. Cómprale a un vendedor confiable. Aquellas personas de las que no puedas conocer su procedencia y que aseguren estar vendiendo plata 925, deberían provocarte desconfianza. Pide que la autentifiquen cuando realices una compra a un vendedor de segunda mano.

4. Fíjate en la pátina. Si estás comprando una pieza de segunda mano, la pátina de la plata 925 debería debilitarse y oscurecerse con el paso del tiempo, y no debería brillar. Si alguien te ofrece este tipo de plata de segunda mano y el material brilla demasiado, puedes apostar que es otro metal y no plata 925.